Noticias de salud en español Las escuelas añaden más frutas y verduras a las '3 R' -- Mary Elizabeth Dallas

Home > Health Information from A-Z > Noticias de salud en español > 

MARTES, 4 de marzo de 2014 (HealthDay News) -- Bajo las nuevas directrices sobre los almuerzos escolares de EE. UU., los estudiantes de bajos ingresos están comiendo más frutas y verduras, según un estudio reciente.

Y las preocupaciones de que mucha de la comida sana se desperdiciaría han resultado infundadas. Pero sigue habiendo un desperdicio sustancial, aunque los niños están comiendo más frutas y verduras, apuntaron los investigadores.

"Muchos estudiantes de bajos ingresos dependen de las comidas escolares para hasta la mitad de su ingesta energética diaria. Por tanto, las comidas en las escuelas pueden tener importantes implicaciones para la salud de los estudiantes", señaló la investigadora líder del estudio, Juliana Cohen, del departamento de nutrición de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Harvard.

"En general, los nuevos requisitos han llevado a mejoras en las dietas de los estudiantes, y no han resultado en un mayor desperdicio de comida", añadió.

El Departamento de Agricultura de EE. UU. revisó sus directrices sobre los almuerzos escolares en 2012, haciendo obligatorio que los estudiantes tuvieran acceso a más granos integrales, frutas y verduras. Bajo las nuevas reglas, los niños deben elegir una fruta o una verdura. Los tamaños de las porciones de esas frutas y verduras también son mayores.

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores examinaron la cantidad de comida de cafetería desperdiciada en cuatro escuelas urbanas de bajos ingresos en Massachusetts, antes y después de la publicación de las nuevas directrices sobre el almuerzo escolar.

El estudio, que aparece en la edición de abril de la revista American Journal of Preventive Medicine, halló que la cantidad de comida desperdiciada en las escuelas permanecieron más o menos sin cambios una vez los estándares del almuerzo escolar entraron en vigencia. Pero los niños sí comenzaron a comer más frutas y verduras junto con más comida en el plato principal.

El porcentaje de estudiantes que eligen fruta con el almuerzo aumentó del 53 al 76 por ciento, pero no se desperdició más comida, hallaron los investigadores. Y el porcentaje de estudiantes que eligen una verdura con el almuerzo pasó del 25 al 41 por ciento. El estudio también mostró que el porcentaje de niños que comían una mayor parte del plato principal del almuerzo pasó del 72 al 88 por ciento.

Pero los estudiantes siguen tirando entre el 60 y el 75 por ciento de las verduras, y el 40 por ciento de las frutas que les servían. Esa es más o menos la misma cantidad que se desperdiciaba antes de la revisión de las directrices, halló el estudio.

"Aunque los nuevos estándares realizan cambios importantes al obligar que las comidas escolares reembolsables tengan unas mayores cantidades de frutas y verduras, y una mayor variedad de verduras, quizá esto no sea suficiente", señaló Cohen en un comunicado de prensa de la universidad. "Las escuelas deben enfocarse en la calidad y la apetencia de las frutas y las verduras ofrecidas, y en métodos creativos de lograr que los estudiantes prueben y participen en la selección de los artículos del menú para reducir los niveles generales de desperdicio".

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) tiene más información sobre la nutrición para los niños.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo
...
-
image Seton is proud to have four hospitals – the only hospitals in Central Texas - that have earned the Magnet designation, the highest award for nursing excellence given by the American Nurses Association.
-